4 + 1 en Japón

jueves, noviembre 10, 2005

Sesion fotografica

Lo consegui, lo consegui!! Ya puedo meter fotos mias!!

Hoy por la mañana (si, tambien tengo eñes, soy un hacha) tome el metro por mi cuenta y riesgo, fui a la oficina de informacion, pedi un mapa (eso lo hice en el idioma de Inglaterra -digo esto porque al no tener tilde si digo "lo digo en ingles" parece que lo he dicho en pelotas-) y con las mismas compre un adaptador de clavija para los ordenadores, y ya tengo forma de introducir fotos mias en el blog.

Hay que ver con que poco se contenta uno en un pais lejano.


Asi que la entrega de hoy se va a dedicar a enseñaros fotitos. La primera, como no, mi cuarto. Como veis, tengo tele. No la uso porque para no enterarme de nada... El pasillo del fondo es el pasillo de entrada, la puerta que queda a la izquierda (que apenas se ve) es el cuarto de baño, y poco mas. Bueno, si, que encima del cabecero de la cama hay un reloj despertador digital incrustado en la pared. Debe ser que algun que otro impresentable se dedicaba a tirar los despertadores normales por la ventana.


En esta foto de la izquierda se ve el paisaje que veo desde mi terraza. Si, si, tengo terracita propia. No muy grande (como dos metros cuadrados), pero al menos tiene luz. El conjunto de edificios de enfrente es el campus de la universidad en la que trabajo. Ya veis que es muy pequeña. El edificio alto es un edificio de oficinas. La facultad a la que yo voy esta tapada por ese edificio alto.


Aqui algunos de mis alumnos a los que les he pedido que posaran para que les conocierais. En total son 19, y alguno de los de aqui (en concreto el que lleva puesto un plato de plastico en la cabeza) no sale en la obra, con lo que hay siete a los que no conocereis por ahora. Imagino que podreis resistir las ganas. Algunos de ellos han estado ya en España, como os conte, y otros son de primeros cursos y decir el texto les cuesta mucho mas que a los demas. Son increibles. El director, Koji, es el que lleva el plato dorado en la mano (el segundo por la izquierda). El que esta a su lado, encima del que tiene la escoba, es del mechero de Teruel. El que esta de pie a su lado, con un jersey de rayas moradas tiene una pluma que no puede con ella. No digo esto por homofobia, por supuesto (faltaria mas), sino por que nunca me habia planteado como seria la pluma en otras culturas. El ultimo chico de la fila de atras, uno que tiene la boca abierta, gano un premio el año pasado en las obras de teatro a la mejor diccion extranjera. Sin embargo, es el que peor diccion tiene, aunque se esfuerza mucho mucho. Hoy sobre todo he trabajado (tres horas seguidas) con la chica de la bufanda, con la medio pelirojilla que esta a su lado y con la segunda por la derecha, que en "El viejo celoso" son, respectivamente, Doña Lorenza, la sobrina Cristina y la vecina Hortigosa (el viejo lo hace el chico de Teruel). Explico esto porque con algunos de vosotros hemos trabajado ese entremes, y podeis imaginar como me lo paso cuando les oigo decir con su lengua de trapo "que no quiero riquezas, que me ponen en confusion las diferencias de colores de mis muchos vestidos". El chico de la escoba, el pobre, hace de ganapan en otro de los entremeses, y nadie le ha explicado aun lo que era un ganapan, y se cree que su personaje se llama asi, como podria haberse llamado Ceferino.

Y ahora me marcho, que tengo que hacer algunas cosillas. Aprovechare para hacer mas fotos e irlas introduciendo poco a poco, para no cansaros demasiado.

Me encanta recibir mensajes vuestros, tanto en el mail como en el propio blog. Perdonad que no conteste, pero no dudeis de que me acompañan mucho cuando abro el ordenador esperando noticias vuestras.

Os quiero mucho, personajillos.

Besos y "mata atode":

H.

3 Comments:

At noviembre 10, 2005 4:17 a. m., Blogger C. Fapresto said...

Querido H:

no me sorprende casi nada de lo que cuentas, a excepción de todo lo que va desde la primera frase hasta el fin del texto.
Cuando imagino a tus nuevos alumnos recitando el verso que mencionas no puedo por menos que imaginar cómo sería presenciar la escena, así, en el patio de la Casa de Cervantes. Por cierto que en tal ocasión la anécdota no fue la "lengua de trapo" de los actores (que también sería digno de mencionar, por otra parte) sino las arrobas de nieve y hielo que cubrieron en un instante la ciudad. Debe ser que ese entremés en concreto está gafado por alguna deidad mística desconocida.
Me alegra ver, por fin, alguna foto de tus actuales alrededores. Como creo que los míos los conoces de sobra yo me ahorro esos megapixels y no envío nada.
Sigue así.

PS: Recuerda "exporta costumbres". Al próximo que se duerma, ladrillazo en la cabeza.

 
At noviembre 13, 2005 12:34 a. m., Anonymous Anónimo said...

hola Hache! que lejos estas y que cerca te sentimos leyendo tus hazañas!me hace mucha gracia pensar que un grupo de gentecilla graciosa y de ojos rasgados este representado "El viejo celoso" a 6000 km y que yo lo estuviera representado hace 9 meses aqui jeje, que pequeño es el mundo y que suerte tienen esos chicos de estar bajo tus enseñanzas, van a ganar con eso mas que con cualquier aprendizaje del idioma. Diles que les envidio y no dejes de disfrutar de tu viaje, un besazo profe, no cambies!!

 
At noviembre 13, 2005 12:35 a. m., Anonymous Elena said...

por cierto, soy yo...Elena

 

Publicar un comentario

<< Home